Asesinatos, auto agresiones y violencia en Cuba

Este es un blog digital conformado con los artículos, opiniones, ensayos, etc. de periodistas independientes. Participan también activistas de derechos humanos en Cuba y Roberto de Jesús Guerra Pérez. Pretendemos registrar asesinatos, violencia y auto agresiones para demostrar que en la isla si suceden estos hechos y que la prensa oficial no da a conocer. Este sitio ya había sido abierto, pero en tres ocasiones lo cerraron los enemigos de la verdad y la libertad de expresión.

La cárcel cobra una nueva vida.

Efrén Fernández Fernández, prisionero político desde la prisión dicta los textos.

Guanajay, Cuba, 28 de septiembre, del Buró de trabajo de Hablemos Press/ Alrededor del medio día del sábado 26 de septiembre, el preso común Roberto Lorenzo Ruiz, alias Robertico Alimaña, de 40 años de edad, residente en la barriada Romerillo del capitalino municipio Playa, llevaba en cautiverio 23 años pues extinguía entre otras una sanción inicial de asesinato.

Solicito ser atendido urgentemente por él medico, al funcionario del orden interior segundo sub oficial Julio Cesar, que custodiaba las puertas de los destacamentos números 4 y 5 de este establecimiento penitenciario de Guanajay.

El segundo sub oficial Julio Cesar con la morosidad característica de todos los gendarmes de esta prisión, increíblemente le grito a un reo común que se encontraba deambulando por el patio que le avisara al jefe de grupo que de rareza aparece, para que viniera a sacar a un preso con dolor en el pecho.

Otros reos comunes al observar el trato inhumano del oficial Julio Cesar comenzaron a gritarle al oficial de guardia superior primer teniente Arlenis que de casualidad pasada cerca del lugar.

El primer teniente Arlenis ordeno entonces al segundo oficial Julio Cesar que lo sacara para él medico, la barbarie del militar Julio Cesar no cesó, ya que obligo a Robertico Alimaña a ponerse la camisa e incluso lo esposo, el pobre Robertico le repetía lastimosamente al desaforado militar que estaba grave y con un esfuerzo sobre humano logro ponerse la camisa.

Fue conducido caminando al puesto medico de la prisión que se encuentra aproximadamente a 200 metros, al llegar allí la medico Elaine se negó a prestarle atención medica pues iba almorzar en unión de las dos enfermeras de guardia.

Robertico Alimaña que agonizaba, esposado y sentado en el banco en el vestíbulo del puesto medico, falleció criminalmente sin ser auxiliado, al percatarse de la situación hicieron venir a la doctora, ya todo esfuerzo era en vano, sin embargo montaron el cadáver de Robertico en un carro jaula y lo trasladaron al hospital del pueblo para simular que había fallecido en el camino.

Robertico Alimaña se quejaba hacia tres días de fuertes dolores en el pecho. El viernes 25 lo había consultado otro medico pero concretamente no hubo un diagnostico.

Una vez más se hace latente la inhumanidad y la crueldad del gobierno cubano con su fracasada política degradante y arcaica que patrocina e incentiva a sus secuaces que con un odio sin igual repriman y maltraten a sus semejantes.

Las cárceles cubanas cobran una nueva vida en la prisión de Guanajay.

Publicado el 10/24/2009 10:58:00 p. m. por Frank Caner

Etiquetas , , |

0 Commentarios »

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails